La historia de la literatura es como la historia de los hombres, en ella pueden rescatarse personajes y producciones revolucionarias; personas con ganas de decir cosas que pocos querían escuchar; ideas nuevas surgidas de nuevas percepciones del mundo y sensibilidades que respondieron a la realidad de cada época. Muchos autores fueron mentes incomprendidas y produjeron libros difíciles de entender en su tiempo, lo que llevó a las autoridades a prohibir sus obras, para no corromper la sociedad.

Desde incluso antes de que surgiera la imprenta, la censura de libros ya existía. Las autoridades de cada época analizaban los textos que serían publicados y muchas veces, por razones políticas, religiosas o éticas, no se permitía que algunos salieran a la luz por considerarse ofensivos o indignos.

Algunas obras reflejaron de manera muy fiel la sociedad de su tiempo y fueron un terrible espejo, donde los hombres no querían contemplarse. Por ello fueron censurados, alegando los más diversos motivos. La censura se dio por razones que hoy en día nos parecerían ridículas, pero en su tiempo eran argumentos basados en los mensajes ocultos del contenido o por oponerse a instituciones de relevancia, como la Iglesia.

No podemos decir que la censura está completamente erradicada del mundo, pero sí podemos asegurar que se genera mucho menos que antes y que hoy gozamos del libre derecho de expresión en casi todos los países. Sin embargo, es importante tener presente cómo funcionó la censura y cuáles son los libros que nos negó por años, para evitar que este fenómeno se repita.

A continuación, te ofrecemos un listado de los 8 libros destacados que fueron prohibidos en algún momento de la historia.

1- “Rebelión en la Granja”, de George Orwell: esta obra es una fábula de animales que toman el poder en una granja y forman su propio gobierno, hasta que lo convierten en una tiranía brutal. El texto es una sátira hacia la Revolución Rusa y la corrupción que había alcanzado el socialismo en tiempos de Stalin. Se lo censuró en países como Inglaterra, que era aliada de la Unión Soviética en ese momento y fue usado por Estados Unidos como propaganda contra el comunismo.

2- “Lolita”, de Vladimir Nabokov: cuenta la historia de un hombre que se obsesiona con la belleza de jóvenes que rondan los 12 años y llega a enamorarse de su hijastra, hasta que se escapa con ella para poder vivir su relación a pleno. Esta obra fue tomada en la época como un insulto a la moral establecida y fue censurada en varios países por considerarse pornográfica y sucia.

3- “Trópico de Cáncer”, Henry Miller: el libro cuenta la vida del autor, narrado en primera persona, donde se muestra su vida libertina, rodeada de encuentros sexuales con diferentes personas. Si bien más tarde se la tomó con una de las obras maestras del siglo XX, en el momento de publicación le valió al escritor un juicio por obscenidad, por sus descripciones detalladas y depravadas. La Corte Suprema de Pensilvania declaró al libro un “un hoyo de putrefacción”, entre otros términos negativos.

4- “Las uvas de la ira”, de John Steinbeck: el relato muestra los efectos de la Gran Depresión en los Estados Unidos, donde una familia hace lo imposible por sobrevivir yéndose a California a buscar trabajo y una vida más digna. Los lectores se vieron aturdidos ante las descripciones de la pobreza extrema que plagaban el libro y por eso fue prohibido públicamente y quemado por diferentes grupos de personas que sintieron dañada su sensibilidad.

5- “El Código Da Vinci”, de Dan Brown: aunque hoy conocemos esta obra como una gran producción literaria, que incluso fue llevada al cine, en su momento fue prohibida en el Líbano porque en su contenido se sugiere que Cristo tuvo relaciones sexuales con María Magdalena, lo que contradice los dogmas de la religión y dejaba muy mal parada a la Iglesia Católica y sus valores.

6- “Mi lucha”, de Adolfo Hitler: en el régimen nazi esta obra se vendió como pan caliente, porque era la autobiografía del líder del movimiento, pero más adelante pasó a censurarse y a prohibirse su venta. En Alemania las autoridades lo prohibieron por respeto a las víctimas del Holocausto, pero hoy en día se ha eliminado su prohibición porque esta hace al libro incluso más atractivo para el público.

7- “Las flores del mal”, de Charles Baudelaire: una de las obras románticas más destacadas del siglo XIX. Tan solo un par de meses después de su publicación, el escritor se vio acusado de ultraje a la moral pública por el contenido de algunos de sus poemas, a los que tuvo que quitar del texto. Luego el libro no circuló con total libertad y la censura de ciertos poemas permaneció en Francia hasta 100 años después de su publicación.

8- “Psicópata americano”, de Brett Easton Ellis: esta obra cuenta la historia de un hombre de negocios muy exitoso que empieza, de a poco, a mostrar su lado oscuro y su psicopatía. La obra está escrita en primera persona, de manera fragmentaria, donde el narrador expresa sus obsesiones, odio y sadismo. La novela fue prohibida en varios países, como Alemania, Canadá y parte de Australia, por considerarse nociva para menores.